CRM - 3 min

Todo lo que debes saber sobre el funnel de conversión

Aprende sobre el funnel de conversión y cómo ponerlo en práctica gracias a los consejos que te compartimos en este artículo.


Todos recorremos distintos caminos a lo largo de nuestra vida, ya sea a nivel personal o profesional. Sin darnos cuenta, también ocurre lo mismo cuando interactuamos con algún negocio, somos parte de un flujo que está en constante evaluación para determinar el comportamiento que tenemos como usuarios.

Entonces, ¿es muy importante conocer de qué trata este camino y cómo ponerlo en práctica? Claro que sí. Por ello, en este artículo te contaremos un poco más acerca del funnel de conversión y las etapas que recorren los compradores.

Camino-1

¿Qué es el funnel de conversión?

Popularmente conocido como embudo de conversión, es una metodología implementada en el marketing online que se relaciona con los objetivos comerciales a lograr en la plataforma web de un negocio. Asimismo, hace referencia directamente al camino que sigue un prospecto o lead hasta que se logre la conversión u objetivo, el cual puede ser, por ejemplo, agendar una consultoría o inscribirse a un webinar; pero aún más importante para las empresas es lograr que la visita de aquel usuario se convierta en una venta.

¿Cuál es la diferencia entre funnel de conversión y embudo de ventas?

A pesar de que ambos términos tienen un significado muy similar, no cuentan con el mismo objetivo. 

Al referirnos a embudo de ventas estamos hablando directamente del camino recorrido por parte del visitante hasta concretar la compra de un producto y/o adquisición de un servicio. En cambio, cuando se habla de funnel de conversión el objetivo es, básicamente, que al finalizar su recorrido el usuario realice una acción, misma que se puede haber planteado como CTA (call to action).

Registro

Etapas del funnel de conversión

De acuerdo a distintas teorías, el embudo de conversión consta de 3 etapas:

  1. TOFU: Es la parte más alta del embudo, también llamada Top of the funnel, y se caracteriza por ser el primer contacto del visitante en tu página web o blog. En este punto es muy importante no compartir ninguna oferta ya que el usuario aún no tiene clara su necesidad; por ejemplo, podrías crear contenido informativo, el cual ayudaría a identificar qué es lo que requiere.
  2. MOFU: Conocido como Middel of the funnel. En esta etapa el usuario ya descubrió qué es lo que necesita, por ello se desliza hasta esa zona del embudo: ¡Hora de ofrecerle contenido con algunas alternativas para satisfacer esa necesidad!
  3. BOFU: Es la última etapa del embudo, llamada Bottom of the funnel, y es fundamental para lograr la conversión. El contenido que se cree en este punto debe ser personalizado y relevante, también acompañado de un CTA, teniendo en cuenta que los usuarios que hayan llegado hasta esa zona del embudo están, quizá, más interesados en lo que puedes ofrecerles.

¿Cuál es la utilidad de un funnel de conversión? 

Una de las razones más importantes por las que se debe contar con un embudo de conversión es la información o data que arroja un sitio web, ya que las métricas obtenidas nos ayudarán a determinar, por ejemplo, cuál es el porcentaje de pérdidas de visitas en nuestra página.

Estadísticas

Por otro lado, al tener un panorama más claro de los resultados de este sitio, podrás tomar mejores decisiones para conseguir una máxima rentabilidad; para ello, debes revisar en qué etapa del funnel los usuarios desisten y cuál podrías ser la razón, además de calcular el ROI de las campañas creadas.

¿Cómo crear un funnel de conversión? 

En primer lugar, debes definir claramente los objetivos que quieres alcanzar, ya sea la inscripción a un webinar y/o suscripción a tu blog, pero si tienes varios será necesario que crees un funnel para cada uno. Luego, tendrás que determinar las etapas de este proceso. 

A nivel general se puede hablar de tres, las cuales se han mencionado en este artículo, pero ello dependerá de los tipos de usuarios de tu sitio web. Por último, debes evaluar constantemente a los usuarios en cada etapa y solicitar que realicen pequeñas conversiones para que te dejen señales que puedas medir, todo ello con el objetivo de conocer el camino que recorrieron y gracias a qué lograron la conversión.

Ahora que conoces un poco más acerca de este embudo, debes alinearlo con los objetivos y estrategias que se hayan creado en tu negocio. Recuerda que es muy importante definir tus buyer persona para que los resultados sean óptimos.

Si quieres seguir aprendiendo o leyendo contenido similar a este no te olvides de suscribirte a nuestro blog, cada semana tenemos nuevas entradas.

Agenda una asesoría gratuita

Publicaciones relacionadas

Reciba notificaciones sobre nuevos conocimientos de marketing, ventas, servicio y más

Mantente actualizado con las mejores estrategias de crecimiento para tu empresa, logrando perfeccionar tu estrategia actual con herramientas y conocimiento en industrias como educación, retail, tecnología, real state, ecommerce.